Diapositiva 1 - UNED

Diapositiva 1 - UNED

Curso 2009-10 PROFESORA: M Teresa Sanz de Acedo Baquedano TEMA 8. Conducta de Ayuda, Conducta Prosocial y Altruismo TEMA 8: CONDUCTA DE AYUDA, CONDUCTA PROSOCIAL Y ALTRUISMO 1.- Introduccin 2.- Historia del estudio de la Conducta de Ayuda desde la Psicologa Social 3.- Conceptos bsicos: Conducta prosocial, Conducta de ayuda, Altruismo y Cooperacin 4.- Tres niveles de anlisis en el estudio de la conducta de ayuda, la conducta prosocial y el altruismo 4.1. Los orgenes de las tendencias prosociales en las personas: El nivel micro 4.1.1. Las teoras de las evolucin 4.1.2. Bases biolgicas y genticas de la conducta prosocial 4.1.3. El desarrollo de tendencias prosociales 4.1.4. Personalidad y Conducta Prosocial

4.2. La conducta prosocial interpersonal: El nivel meso 4.2.1. Por qu ayudamos a los dems? 4.2.2. Quin es ms probable que ayude a otros? 4.2.3. A quin es ms probable que ayudemos? 4.2.4. Cundo ayudamos? 4.2.5. Todo el mundo quiere que se le ayude? 4.3. La conducta prosocial grupal: El nivel macro 4.3.1. La conducta de ayuda planificada: el voluntariado 4.3.2. Por qu las personas se hacen voluntarias? 4.3.3. Por qu las personas se mantienen como voluntarias? 4.3.4. Las consecuencias del voluntariado para los propios voluntarios 1.- Introduccin El objetivo de este captulo consiste en: Explicar y describir en qu consiste una extensa categora de comportamientos que, en general, la sociedad define como beneficiosos para otras personas.

Entre dichos comportamientos podemos sealar la conducta prosocial, la conducta de ayuda y el altruismo (se suelen utilizar de manera intercambiable, pero cada uno de ellos se refiere a un proceso diferente). En lugar de seguir el esquema tradicional, vamos a basarnos en el guin utilizado por Penner, Dovidio, Piliavin y Schroeder (2005), por tres razones: 1) Es la revisin ms actual y ms completa sobre el tema desde la Psicologa Social; 2) Estos autores han sido algunos de los ms representativos junto con Batson, Bierhoff o Cialdini sobre el estudio de la conducta prosocial, conducta de ayuda y altruismo; 3) Seguir este guin (aunque sea con ligeras modificaciones) permitir ampliar aquellos aspectos que se consideren ms interesantes para el lector. 1/ 1/ Una Una breve breve historia historia del del inters

inters que que la la Psicologa Psicologa Social Social ha ha mostrado mostrado por porla la conducta conducta prosocial. prosocial. 2/ 2/ Una Una definicin definicin de de los los conceptos conceptos clave clave relacionados relacionados con con la

la conducta conducta prosocial. prosocial. 3/ 3/ Una Una descripcin descripcin de de la la investigacin investigacin que que se se ha ha llevado llevado aa cabo cabo en en este este campo campo desde desde la la Psicologa Psicologa Social. Social. Se

Se seguir seguir el el esquema esquema planteado planteado por porPenner Penner yycols. cols. (2005) (2005) con con otro otro orden orden diferente, diferente, por por encontrar encontrar el el cambio cambio ms ms lgico lgico yy didctico. didctico.

Los tres niveles de anlisis donde se puede estudiar la conducta prosocial, la conducta de ayuda y/o el altruismo (Penner y cols., 2005): 1/ EL NIVEL MICRO 2/ EL NIVEL MESO Se centra en conocer el origen de las tendencias prosociales en las personas. El centro de inters es la conducta de las personas que dan o reciben ayuda dentro de un contexto especfico. 3/ EL NIVEL MACRO Incluye las conductas prosociales a nivel grupal y en el contexto de organizaciones de cualquier tipo.

2.- Historia del estudio de la Conducta de Ayuda desde la Psicologa Social En 1908, el psiclogo britnico William La primaca conductista que McDougall escribi un manual de domin la Psicologa Social hizo Introduccin a la Psicologa Social que estas ideas no se donde examinaba el impacto ejercido considerasen muy populares. por las variables sociales en el comportamiento de las personas. Por eso, se dio un vaco de casi Una de dichas variables era la sesenta aos donde dichas conducta prosocial, a la que ofreci conductas apenas fueron tenidas una explicacin biolgica (se produca en cuenta dentro de la Psicologa como consecuencia del instinto Social. parental). En los aos 70 es cuando se

comienzan a escribir monografas sobre el tema. A mediados de los aos 80 cuando el altruismo y la conducta de ayuda empiezan a aparecer como un rea de inters en los principales manuales de Psicologa Social. Lo verdaderamente impactante es que un solo hecho (la muerte en 1964 de Kitty Genovese) hizo que la conducta de ayuda resultase atractiva para su estudio por parte de la Psicologa Social. (Ver Cuadro 8.1. de la pg. 334) El 13 de marzo de 1964 Catherine (Kitty) Genovese fue atacada por un violador con un cuchillo cuando regresaba a su apartamento de Nueva York a las 3 de la madrugada. Ella grit diciendo que le apualaban. Mientras los vecinos miraban desde las ventanas, ella estuvo intentando escapar durante 35 minutos. Cuando el atacante se march, alguien llam a la polica, y al

rato ella muri. A pesar de haber 38 personas presencindolo desde las ventanas de sus apartamentos, ninguna fue capaz de llamar a la polica hasta 30 minutos despus de que empez. Se produjo una emergencia y nadie intervino para ayudar. (Cuadro 8.1. de la pg. 334 del libro). Esta situacin llam la atencin de dos psiclogos Latan y Darley, que comenzaron a investigar el efecto del espectador. Su principal inters era averiguar cundo las personas ayudaban y cundo no lo hacan. En los aos 90 es cuando se ha comenzado a estudiar por qu los individuos forman grupos para ayudar a otros individuos y cul es la mejor forma de gestionar el comportamiento de ayuda planificado. Entre los aos 70 y 80, el inters

se centr en averiguar por qu se ayuda (debate sobre si la gente ayudaba por auto-inters o porque estaba motivada en satisfacer las necesidades del otro sin recibir a cambio ningn tipo de recompensa). El voluntariado tradicional es el principal representante del denominado comportamiento de ayuda planificado (se estudiar al final del tema). 3.- Conceptos bsicos: Conducta prosocial, Conducta de ayuda, Altruismo y Cooperacin La Conducta prosocial es un trmino general que se refiere a:

Todos aquellos comportamientos que benefician a los dems, tanto a individuos como a colectivos. Incluye cualquier acto de ayuda a los dems, con independencia de los motivos de quien realiza dicha ayuda. De hecho, puede estar basada en una mezcla de motivos altruistas y egostas. Muchas conductas prosociales no son altruistas. Ya que la conducta prosocial incluye toda conducta definida por una sociedad como beneficiosa para otras personas y para el sistema social. La Conducta de ayuda es ms especfica: Se suele definir como la realizacin de una accin que beneficia o mejora el bienestar de otra persona. El Altruismo es un concepto mucho ms restrictivo: Fue introducido en el lenguaje cientfico y filosfico por Comte para oponerla a

la idea de egosmo. Tiene un componente adicional a las conductas prosocial y de ayuda, y es que la motivacin de la persona que realiza la ayuda se caracteriza por el nfasis en las necesidades de la otra persona. En la definicin de altruismo se pone el nfasis en la intencin de quien realiza la ayuda: no ha de tener expectativas de recibir ningn beneficio personal es una atencin desinteresada por el cuidado del bienestar de los dems. Hay que tener mucho cuidado en no confundir estos tres trminos porque, como acabamos de ver, no significan lo mismo a pesar de ser muy parecidos: 1/ CONDUCTA PROSOCIAL 2/ CONDUCTA DE AYUDA 3/ ALTRUISMO

Un ltimo concepto que est ntimamente relacionado es el de Cooperacin: Incluye a dos o ms personas que trabajan conjuntamente hacia una meta comn que les beneficiar a todos. 4.- Tres niveles de anlisis en el estudio de la conducta de ayuda, la conducta prosocial y el altruismo Este apartado ha sido dividido en tres epgrafes para facilitar la compresin del comportamiento de ayuda: PRIMERO SEGUNDO Se centra en conocer cules son los orgenes de la conducta de ayuda, el

comportamiento prosocial y el altruismo. Se plantear no uno sino varios interrogantes sobre los procesos que hacen que una persona ayude o no a otra. TERCERO Cmo se puede explicar que una persona como representante de un grupo, o un grupo en s, ayuden a otras personas o grupos. 4.1. LOS ORGENES DE LAS TENDENCIAS PROSOCIALES EN LAS PERSONAS: EL NIVEL MICRO Penner y cols. (2005) recogen en este nivel la investigacin que se centra en averiguar los orgenes de las tendencias prosociales en los humanos y en conocer las posibles causas de las diferencias individuales en este tipo de comportamientos.

Para poder explicar los orgenes de dichas tendencias prosociales recorreremos las explicaciones dadas por: 1) Las teoras de la evolucin: la seleccin del parentesco, el altruismo recproco y la seleccin de grupo. 2) Las bases biolgicas y genticas de la conducta prosocial: los afectos biolgicos en general y la empata. 3) La Psicologa del desarrollo. 4) La Psicologa de la personalidad. 4.1.1. LAS TEORAS DE LA EVOLUCIN EXPLICACIN Los tres mecanismos principales propuestos desde esta perspectiva para explicar por qu las personas ayudan a los dems son: 1) La seleccin por parentesco 2) El altruismo recproco 3) La seleccin de grupo - En general, estas tres explicaciones coinciden en afirmar que las tendencias prosociales existen en los seres humanos porque estamos genticamente predispuestos a actuar prosocialmente.

SELECCIN POR PARENTESCO La seleccin por parentesco se basa en que lo realmente importante es el xito en la transmisin gentica a los miembros de la generacin siguiente. Los padres que prefieren el bienestar de sus hijos antes que el propio, tienen mayor probabilidad de que sus genes se conserven para la posteridad, es lo que se denomina eficacia biolgica inclusiva. La literatura muestra que existe una correlacin entre: -El porcentaje de genes que dos individuos comparten y la voluntad de ayudarse entre s y -Las personas estn ms dispuestas a ayudar a sus familiares que a quienes no lo son (Barret, Dunbar y Lycett, 2002). Desde esta perspectiva, la conducta altruista se produce porque suele existir algn tipo de ventaja para aquel que ayuda a sus parientes, que

ser mayor cuanto ms cercano sea el pariente. Algunos autores no creen que esto sea altruismo, ya que el donante de la accin obtiene un beneficio. Estos trabajos han recibido crticas como que: -El principio basado en la norma de responsabilidad social (seala que las personas deberan ayudar a quienes dependen de ellos) no fue controlado en dichos estudios; -La concepcin de familia no es igual en todas las culturas y eso puede influir en el comportamiento de las personas. Un trabajo que consigue acabar con esta crtica es el de Burnstein, Crandall y Kitayama (1994) donde concluyen que: 1) En situaciones de vida o muerte: las personas prefieren ayudar a los parientes ms cercanos que a los menos cercanos, a los jvenes que a los

ancianos, a los sanos que a los enfermos, a los ricos que a los pobres e incluso a las mujeres en perodo premenstrual que postmenstrual. En definitiva se ayuda ms al que ms posibilidades tiene de salir adelante por s mismo una vez recibida la ayuda. 2) En situaciones cotidianas: se le da menos importancia al parentesco y se ayuda ms por ejemplo: al enfermo que al sano y al pobre que al rico. En esta lnea hay estudios curiosos sobre cmo funciona la conducta prosocial dentro de la misma familia. Por ejemplo, Euler y Weitzel (1996): 3) La certeza de los abuelos de que sus nietos son realmente sus descendientes est relacionada con la ayuda que les proporcionan. Adems, la ayuda es mayor en los abuelos maternos que en los paternos. ALTRUISMO RECPROCO Qu sucede cuando se dan situaciones de altruismo entre personas que no estn emparentadas? En este caso se acude a otra explicacin: el altruismo recproco. La norma de reciprocidad: dice que deberamos ayudar a quienes nos

ayudan. Al igual que antes aludamos a la norma de responsabilidad social, existe otra norma que puede ayudarnos a explicar este tipo de comportamiento de ayuda, que es la norma de reciprocidad. Esta norma es una evidencia indirecta de que el altruismo recproco es una expresin gentica del altruismo. Adems, su influencia es muy fuerte y se muestra en culturas diferentes. El trmino altruismo recproco fue acuado por Trivers (1971): es el proceso por el cual la persona que recibe la ayuda de alguien lo hace bajo la conviccin de que deber devolverla. El principio de reciprocidad es universal (en mayor medida en grupos de personas

donde se hace ms saliente empatizar), se produce tambin en los animales y en grupos pequeos como el caso de los primates o las sociedades humanas primitivas. La literatura muestra que las personas estn ms dispuestas a ayudar a quienes les han ofrecido su ayuda anteriormente y adems, ayudar a otros incrementa su estatus dentro de su comunidad. No existe un solo tipo de reciprocidad. Bierhoff (2002) realiza una clasificacin de los niveles de reciprocidad en funcin de la dependencia que existe entre el donante de ayuda y el receptor. Pseudocontingencia: Pseudocontingencia: la la dependencia dependencia

entre entre el el donante donante yy el el receptor receptor es es mnima mnima (p.ej.: (p.ej.: aa alguien alguien se se le le cae cae algo algo yy se se lo lo devolvemos devolvemos pero pero no no le le volveremos volveremos aa ver

ver nunca nunca ms). ms). Contingencia Contingencia asimtrica: asimtrica: existe existe una una dependencia dependencia unilateral unilateral yy el el receptor receptor necesita necesita la la ayuda ayuda del del donante donante (p.ej.: (p.ej.: la la donacin donacin de de

sangre). sangre). Contingencia Contingencia reactiva: reactiva: comportamiento comportamiento de de ayuda ayuda en en las las emergencias. emergencias. Contingencia Contingencia mutua: mutua: el el intercambio intercambio de de conductas conductas de de ayuda ayuda como como

reciprocidad reciprocidad (p.ej.: (p.ej.: hoy hoy por por ti, ti, maana maana por por mi). mi). LA SELECCIN DE GRUPO Un tercer mecanismo para explicar el altruismo desde la perspectiva de la evolucin es la seleccin de grupo. Segn esta teora, cuando dos grupos compiten entre s, aquel que tenga ms personas dispuestas a sacrificarse por su grupo de manera altruista ser capaz de quedar por encima de un grupo en el que predominen las personas egostas. El principal problema es que esta teora no ha sido cientficamente

sometida a prueba por su dificultad, y el argumento que plantea parece ms lgico que emprico. Esto no implica que la teora sea incorrecta, slo que es aceptada por unos cientficos y no por otros. Las tres teoras han sido criticadas desde el aprendizaje social, ya que no pueden explicar cmo es posible que se repita el altruismo cuando en la mayora de las ocasiones no existe ningn refuerzo por realizar dichas acciones. Penner y cols. (2005) sealan que la propuesta de considerar que las tendencias prosociales pasan de generacin en generacin va genes tiene dos implicaciones: 1) Debera haber procesos fisiolgicos o neurolgicos que favorecieran que la conducta altruista tenga lugar. 2) Al menos algunos de los mecanismos que facilitan la conducta prosocial son heredados. Esto se reflejara en el inters por conocer las bases biolgicas y genticas de la conducta prosocial.

4.1.2. BASES BIOLGICAS Y GENTICAS DE LA CONDUCTA PROSOCIAL EXPLICACIN Desde esta perspectiva se asume que las personas no realizan la conducta prosocial reflexivamente, aunque s existe un estado afectivo o emocional que antecede a dicha conducta. Los acercamientos a la conducta prosocial desde esta perspectiva se han basado en dos cuestiones: 1) Los efectos biolgicos, en general 2) Un aspecto afectivo en particular, la empata LA EMPATA LOS AFECTOS BIOLGICOS Buck (2002), seala que existen La empata consiste en la afectos prosociales y afectos egostas: habilidad de ponerse en el lugar de los dems y ser capaz de experimentar sus mismas

emociones. -El hemisferio cerebral izquierdo est ms asociado con las conductas y emociones prosociales que el derecho, dichas emociones y conductas facilitan La literatura seala que muchas la comunicacin y la cooperacin entre respuestas empticas preceden a los miembros de una especie. No existe conductas prosociales y que la una clara evidencia emprica. empata aparece desde la ms En cualquier caso, el avance en las temprana infancia, lo cual nos tcnicas utilizadas puede avanzar el llevara a pensar que es algo innato. conocimiento en un futuro. Preston y De Waal (2002) elaboran el modelo de Percepcin-Accin para tratar la empata desde el punto de vista de la anatoma. Segn este modelo: si una persona presta atencin al estado emocional de otra, esto activa una representacin de dicho estado emocional que genera una respuesta asociada a dicho estado (Neuronas espejo). No obstante, no se ha identificado una zona concreta del cerebro donde reside la empata. a) Demasiado simple en la relacin que establece entre los procesos neurolgicos y la respuesta

emptica. No hay una teora consistentemente probada. b) No tiene en cuenta los mltiples contextos sociales en los que se producen los procesos de comunicacin emocional y empata. Crticas al modelo de Percepcion -Accin: c) No se distingue entre: empata, simpata y malestar personal. d) No se tiene en cuenta las posibles consecuencias negativas de la empata para el que la siente. e) No ha sido realmente probado ni en humanos ni en animales. 4.1.3. EL DESARROLLO DE TENDENCIAS PROSOCIALES EXPLICACIN En este apartado se recogen las diferencias individuales en el origen y las causas del comportamiento prosocial desde la perspectiva de la Psicologa del desarrollo.

Una de las variables que desde la Psicologa del desarrollo se han relacionado con la conducta prosocial es el: 1) Temperamento: que por s solo no es el causante del comportamiento prosocial, pero s interacta con otras variables. Las personas que tienen tendencia a mostrar emociones positivas tambin estn ms dispuestas a actuar prosocialmente. Las personas con propensin a mostrar emociones negativas (ansiedad o tristeza), tendran una menor tendencia a realizar acciones prosociales. Se han demostrado especialmente en estudios con nios. Si tenemos en cuenta lo anterior, podra resultar relativamente sencillo entrenar a los nios y adolescentes a comportarse de manera prosocial. Se podra fomentar en el aula las emociones positivas y ensear a controlar las negativas mediante un role-playing.

En la investigacin realizada con adultos, existe evidencia de que las personas son ms proclives a ayudar cuando estn de buen humor (aunque dicho efecto positivo tiene sus limitaciones en el tiempo). Menos consistentes son los estudios que se centran en los efectos del mal humor. Desde la Psicologa del desarrollo tambin se acepta que factores ambientales (p.ej.: tener una madre que muestra empata o compaeros que poseen conductas prosociales) estn relacionados con el aumento de las tendencias de comportamiento prosocial. 4.1.4. PERSONALIDAD Y CONDUCTA PROSOCIAL EXPLICACIN

La idea de que existen diferencias individuales en las tendencias a comportarse de manera prosocial y de que dichas diferencias se deban a la personalidad, es algo que slo se ha tomado en serio a mediados de los aos noventa. Un repaso de los trabajos que se hicieron antes de ese periodo son: 1) Carlo, Eisenberg, Troyer, Switxer y Seep (1991) 2) Satow (1975) 3) Bierhoff, Klein y Kramp (1991) 4) Oliner y Oliner (1988) PERSONALIDAD PROSOCIAL La personalidad prosocial: se caracterizara por mantener una preocupacin por el bienestar de los dems, sentir compasin por los otros, y actuar guiado por dichos motivos para ayudar a las personas a conseguir y mantener dicho bienestar. Penner, Fritzsche, Craiger y Freifeld (1995) desarrollaron una medida de la personalidad prosocial basada en dos factores: 1) Empata orientada hacia los otros: mide empata y responsabilidad hacia las

necesidades de los dems. 2) Amabilidad: mide la experiencia pasada y presente sobre la ayuda que se ha realizado a otros. Ambos factores estn positivamente relacionados con la tendencia a mostrarse como una persona agradable, ponerse en el lugar del otro, conductas de ayuda interpersonal y acciones de voluntariado, etc. En resumen, existen una serie de rasgos de personalidad relacionados con la conducta prosocial. Sin embargo, no se sabe por qu dichos rasgos llevan a las personas a comportarse de manera prosocial. Este aspecto es realmente importante, ya que ayudara a educar y entrenar a las personas jvenes y adultas para que dichos comportamientos formasen parte de sus hbitos. 4.2.1. POR QU AYUDAMOS A LOS DEMS? Se han propuesto tres mecanismos para tratar de explicar esta cuestin: 1/ EL APRENDIZAJE 2/ LOS VALORES

SOCIALES Y PERSONALES 3/ LA ACTIVACIN O LA EMOCIN EL APRENDIZAJE La perspectiva del aprendizaje propone: que las personas aprenden a ayudar por los principios del refuerzo y del modelado: 1) El refuerzo: los nios aprendern a ayudar si son reforzados por ello. 2) El modelado: fomentar la conducta de ayuda en los nios a travs de programas de televisin que utilicen dichos modelos. LOS VALORES MORALES SOCIALES Y PERSONALES La perspectiva basada en los valores sociales y personales postula: que hay normas que tenemos interiorizadas (la responsabilidad social y la reciprocidad) y que nos dictan cundo deberamos ayudar a una persona.

Schwartz (1977) trabaj sobre la diferencia entre normas sociales y normas personales. En 1981 junto con Howard propone su modelo procesual de altruismo con cinco pasos: a) atencin; b) motivacin; c) evaluacin; d) defensa y e) conducta. Las personas desarrollan tambin normas de justicia social como p.ej.: la equidad. Las normas de responsabilidad social (debemos ayudar a quien depende de nosotros), reciprocidad y justicia social, parecen comunes en todas las sociedades. LA ACTIVACIN Y LA EMOCIN Las teoras que se basan en estos mecanismos defienden que, cuando las emociones se activan, las personas pueden ayudar a los dems para:

1) Reducir su propio malestar o Modelo del alivio del estado negativo: se interpretara como una motivacin egosta. El sujeto ayuda sin tener en cuenta el problema de la vctima, la conducta de ayuda slo es una alternativa para solucionar la activacin negativa. Su principal defensor es Robert Cialdini. 2) Mejorar el bienestar de la otra persona: el sujeto se pone en el lugar de la otra persona (empata) porque quiere mejorar su bienestar, es decir, por una motivacin altruista. Su principal defensor es Daniel Batson. Hoffaman (1992) acepta dos tipos de definiciones sobre empata: 1) La empata cognitiva: se refiere a tomar la perspectiva de la otra persona. 2) La empata emocional: consisten en tratar de experimentar las mismas respuestas emocionales que experimenta la otra persona (empata paralela), o reaccionar emocionalmente ante las experiencias que esa otra persona est viviendo (empata reactiva). Es lo que se conoce como simpata. A) La empata ejerce su influencia en: el contexto interindividual, el contexto intergrupal y adems, se puede entrenar a travs de ejercicios de role-playing.. B) Escala de empata de Davis (1980,1983) conocida como ndice de Reactividad Interpersonal (IRI) presentada en el Cuadro 8.2. (pgs. 357-358) 4.2.2. QUIN ES MS PROBABLE QUE AYUDE A OTROS?

Dos son los aspectos particulares que han llamado la atencin a los investigadores desde la ptica de la Psicologa Social: 1/ AYUDAN MS LAS MUJERES QUE LOS HOMBRES? Depende de diversas variables. Leer los diferentes estudios (pginas 359-360 del 2/ SE AYUDA POR IGUAL EN TODAS LAS CULTURAS? La respuesta es negativa. Ver estudios de Feldman (1968); Leung y Bond (1984). 4.2.3. A QUIN ES MS PROBABLE QUE AYUDEMOS?

El comportamiento de ayuda est influido por las caractersticas de la persona que necesita dicha ayuda. En general, ayudamos ms: -A quienes encontramos atractivos y/o nos gustan por cualquier motivo, -A quienes son similares a nosotros -A las personas de nuestro propio grupo en comparacin con las que personas que pertenecen a otros grupos y -A quienes merecen que se les ayude. Leer en las pginas 362-366 del libro, algunos ejemplos de las investigaciones que han hecho que se pueda llegar a estas conclusiones. 4.2.4. CUNDO AYUDAMOS? En este epgrafe se podra dar respuesta a dos cuestiones: 1/ CUNDO AYUDAMOS 2/ CUNDO NO LO HACEMOS

El Modelo de decisin sobre la intervencin en emergencias (Latan y Darley, 1970) trata de dar respuesta a la primera cuestin. El Modelo de activacin y costerecompensa (Piliavin, Dovidio, Gaertner y Clark, 1981) trata de dar respuesta a la segunda cuestin. EL MODELO DE DECISIN SOBRE LA INTERVENCIN EN EMERGENCIAS El modelo propone: que el hecho de que una persona ayude o no a otra depende de una serie de decisiones que incluyen reconocer que algo pasa, que la situacin realmente requiere que alguien ayude, tomar la responsabilidad personal de ayudar, considerar capaz de ayudar y decidir cmo hacerlo (Latan y Darley, 1970).

Los autores realizaron un experimento teniendo en cuenta el nmero de observadores en una situacin de emergencia. Su hiptesis se confirm, es decir, que cuantos ms participantes haba en el experimento, menor fue el porcentaje de sujetos que intent ayudar. Ver Figura 8.2. (pg.368 del libro). Adems, cuando alguien trat de ayudar en cualquiera de los casos, tardaron ms tiempo aquellos que estaban en la misma situacin en la cual haba ms personas. Efecto del observador: cuantas ms personas estn presentes en una situacin de ayuda, es menor la probabilidad de que alguien se decida a ayudar y tardar ms tiempo en hacerlo. Como consecuencia de estos resultados, Latan y Darley (1970) elaboran un modelo de cinco pasos. De tal manera que slo se realizar la conducta de ayuda si se dan todos los pasos. El Cuadro 8.3 (pg. 368-369) los expone detalladamente y la Figura 8.3. (pg. 370) lo muestra esquemticamente. EL MODELO DE ACTIVACIN Y COSTE-RECOMPENSA

El modelo plantea: una visin econmica del comportamiento humano, es decir, sobre cmo la relacin entre costes y beneficios llevan a la persona a ayudar o a no hacerlo (Piliavin, Dovidio, Gaertner y Clark, 1981). Segn ste, las personas estn motivadas para maximizar sus recompensas y minimizar sus costes. Primara el propio inters, y ante una situacin de ayuda las personas analizaran previamente el contexto antes de decidir, sopesaran los costes y las recompensas y tomaran la decisin que mejor satisficiera sus intereses personales. Las personas ayudaran si los beneficios de ayudar son mayores que los de no ayudar. El modelo recoge el tipo de respuesta que dar el observador en funcin de su percepcin de los costes de ayudar (bajos o altos) frente a los de no hacerlo (bajos y altos). Ver Tabla 8.1. (pg. 371 del libro). 4.2.5. TODO EL MUNDO QUIERE QUE SE LE AYUDE? Para saber hasta qu punto las personas desean que otros les

ayuden, es necesario diferenciar entre: 1/ LA AYUDA QUE SE PIDE 2/ LA QUE SE RECIBE SIN SOLICITARLA LA AYUDA QUE SE PIDE Segn Nadler (1991) que una persona decida o no pedir ayuda depende: 1) De caractersticas como edad, sexo, personalidad, etc. Por ejemplo: varios estudios muestran que a los hombres les cuesta ms pedir ayuda que a las mujeres, las personas de clase alta piden ayuda ms que los de clase baja, etc. 2) De la naturaleza del problema y el tipo de ayuda que se necesita. Como sucede en el caso de las emergencias. 3) De las caractersticas del posible donante de la ayuda. Se suele acudir a personas semejantes en lugar de a quien consideramos muy diferente a nosotros. Existen al menos otras dos formas de pedir ayuda que son:

1) Los grupos de auto-ayuda: las personas con algn problema en comn trabajan juntos para ayudarse los unos a los otros. Algunos ejemplos son: alcohlicos, drogadictos, enfermos de SIDA, etc. 2) La ayuda proporcionada por los ordenadores: ofrecen la posibilidad de recibir ayuda de una mquina en lugar de recibirla de otra persona. Tiene la ventaja de que es privada y de que no requiere de reciprocidad (reduce el coste psicolgico de recibir ayuda). LA AYUDA QUE SE RECIBE SIN SOLICITARLA Cmo reaccionan las personas a la ayuda de los dems? En ocasiones se puede reaccionar de forma negativa. Hay varas teoras que tratan de explicar las reacciones que se pueden producir cuando se percibe: 1) La amenaza de la autoestima: se puede explicar desde la Teora de la Atribucin (las personas estn motivadas a entender por qu necesitan ayuda y por qu otros se la ofrecen). Mantendrn una autoestima positiva si son capaces de atribuir la necesidad de ayuda a causas externas ms que a deficiencias personales. Tambin es importante la atribucin que se hace sobre las personas que ayudan: si creemos que nos ayudan por buena voluntad o lo hacen pensando en que somos incompetentes.

El efecto sobre la autoestima en la persona que recibe la ayuda fue esquematizado por Baron y Byrne (1998) y se presenta en la Figura 8.4. (pg. 374 del libro). 2) Los costes del agradecimiento: pueden justificarse gracias a la Teora del Intercambio Social (las personas que no pueden o no quieren devolver el favor de la ayuda, tratarn de evitar que les ayuden o reaccionarn de manera negativa ante dicha ayuda). Y recibir ayuda tambin puede producir prdida de libertad y esto se ve explicado por la Teora de la Reactancia (las personas quieren maximizar sus libertad personal de eleccin). Nadler (2002) present un modelo de las relaciones intergrupales de ayuda como relaciones de poder basndose en dos premisas. Cuadro 8.4. Caractersticas de los tipos de comportamientos que se incluyen dentro de la conducta prosocial grupal Son comportamientos de ayuda que se dan a lo largo de varios meses e incluso aos. Se producen dentro de grupos u organizaciones. Incluyen comportamientos que buscan un beneficio mutuo tanto para el que da como para el que recibe. Prestan una atencin especial al contexto en el que se producen los comportamientos de ayuda.

Raramente se utiliza la metodologa experimental para estudiar cmo funciona el comportamiento de ayuda a este nivel. El mejor ejemplo es EL VOLUNTARIADO. El voluntariado: incluye conductas prosociales planificadas a largo plazo que benefician a personas desconocidas y que habitualmente se producen en un marco organizacional (Penner, 2002) -El trmino ms definitorio de este tipo de comportamiento es su no obligatoriedad -Se distingue de la ayuda interpersonal: que suele incluir un sentimiento de obligacin personal hacia el receptor de la ayuda; porque los voluntarios no conocen en muchas ocasiones a las personas que se beneficiarn de su comportamiento. PRIMERA: PRIMERA: es es una una conducta

conducta aa largo largo plazo. plazo. SEGUNDA: SEGUNDA: es es una una accin accin pensada pensada yy planificada planificada (en (en ocasiones ocasiones se se asemeja asemeja con con el el comportamiento comportamiento ante ante las las emergencias).

emergencias). TERCERA: TERCERA: es es una una ayuda ayuda no no obligatoria. obligatoria. CUARTA: CUARTA: se se produce produce bajo bajo un un marco marco organizacional. organizacional. 4.3.2. POR QU LAS PERSONAS SE HACEN VOLUNTARIAS? EXPLICACIN La mayor parte de la literatura sobre esta cuestin procede de la

sociologa y/o se basa en contextos norteamericanos. Por ello, los resultados de la investigacin pueden estar bastante sesgados y no ser del todo aplicables a la sociedad espaola. No obstante, la pregunta que inmediatamente se nos plantea es: Qu variables pueden llevar a alguien a hacerse voluntario? Respuesta en el Cuadro 8.5. (pg. 378) Cuadro 8.5. Variables que pueden llevar a las personas a hacerse voluntarias Tener familiares o amigos cercanos que sean o hayan sido voluntarios. El estatus econmico de los padres est positivamente asociado con la decisin de sus hijos de ser voluntarios. Mostrar fuertes creencias religiosas. Hay una relacin positiva entre el nivel de educacin y el voluntariado (cuanta ms formacin, ms posibilidad de decidir hacerse voluntario). En cuestiones de gnero, mientras que en Norteamrica y Espaa hay ms mujeres que hombres voluntarios, en el resto de Europa y Australia ocurre lo contrario. Hay menos personas pertenecientes a las minoras tnicas que realicen voluntariado. Hay una relacin entre el grado de empata y el compromiso con hacerse voluntario.

4.3.2. POR QU LAS PERSONAS SE HACEN VOLUNTARIAS? Hay que tener en cuenta que la mitad de las personas que realizan voluntariado lo abandonan despus de 12 meses. Omoto y Snyder (1995) mostraron que las personas que llevan haciendo voluntariado dos aos y medio son las que se podran considerar como voluntariado estable. Desde la Psicologa Social en particular, se ha investigado cules son los motivos que llevan a las personas a realizar actividades beneficiosas para la comunidad a nivel individual. Hardin (1977) analiz qu motivos podran inducir a las personas a comportarse por el bien de una comunidad.

Batson y cols. (2002b) realizaron una clasificacin de cuatro tipos de motivaciones por las cuales las personas se comprometen con la comunidad: 1) El egosmo: el objetivo principal de la persona que realiza la accin voluntaria es mejorar el bienestar personal. 2) El altruismo: el objetivo sera mejorar el bienestar de otra u otras personas. 3) El colectivismo: se refiere ms en concreto a mejorar el bienestar del grupo. 4) El fundamentalismo: se refiere a apoyar una serie de principios morales. Consiste en servir a la comunidad para mantener los principios morales (p.ej.: la justicia) que no son los mismos para todo el mundo. Podramosdecir decirque quehay hayalgo algoque que Podramos diferencieaalas laspersonas personasque quese sehacen

hacen diferencie voluntariasde delas lasque queno nolo loson? son?Penner Penner voluntarias cols.(1995) (1995)construyeron construyeronuna unaEscala Escala yycols. sobrelalaPersonalidad Personalidadprosocial: prosocial: sobre Dicha Dicha escala escala

contiene contiene dos dos factores: factores: 1) 1) La La empata empata orientada orientada hacia hacia los los otros. otros. 2) 2) La La preocupacin preocupacin por por las las acciones acciones

No No haba haba diferencias diferencias entre entre voluntarios voluntarios yy no no voluntarios voluntarios en en cuanto cuanto aa educacin, educacin, edad, edad, gnero gnero oo ingresos. ingresos. Sin Sin embargo, embargo, los los voluntarios voluntarios puntuaron

puntuaron por por encima encima en en ambos ambos factores factores de de la la escala. escala. 4.3.3. POR QU LAS PERSONAS SE MANTIENEN COMO VOLUNTARIAS? EL MODELO DE LOS PROCESOS DEL VOLUNTARIADO EL MODELO DE IDENTIDAD DE ROL La persona mantendr su

Se basa en dos cuestiones: voluntariado en la medida en que existe coincidencia entre las motivaciones que le llevaron a hacerse voluntario y lo que haya experimentado realizando dichas tareas. 1) Las expectativas percibidas: cmo los voluntarios piensan que se sienten las personas cercanas a ellas al realizar dicho comportamiento. 2) La identidad de rol: llegar a formar parte de la propia identidad del sujeto. 4.3.4. LAS CONSECUENCIAS DEL VOLUNTARIADO PARA LOS PROPIOS VOLUNTARIOS EXPLICACIN La adolescencia es un perodo clave para que una persona conozca que existe un tipo de comportamiento organizado para ayudar a los dems y que no slo tiene beneficios para los

receptores de la ayuda, sino tambin para ellos mismos. Pernner y cols. (2005) hacen hincapi en las consecuencias que tiene el voluntariado para los adolescentes. La Figura 8.5. (pg. 383 del libro) muestra cules son los principales beneficios que el voluntariado tiene para los adolescentes. 4.3.4. LAS CONSECUENCIAS DEL VOLUNTARIADO PARA LOS PROPIOS VOLUNTARIOS EXPLICACIN Las explicaciones de los efectos positivos del voluntariado han sido diversas: algunos autores afirman que ayudar a los dems produce beneficios en la persona que ayuda ya que le hace olvidar sus problemas, aumenta el valor que se da a la propia vida, mejora la imagen de s mismo y el sentido del humor, etc. Una tarea pendiente es orientar la salida del voluntario de la organizacin.

Recently Viewed Presentations

  • CLASSICAL - Moffat

    CLASSICAL - Moffat

    The trio is a contrasting minuet after which the first minuet is repeated. MINUET - TRIO - MINUET In a Classical Symphony, the 3rd Movement is often in Minuet & Trio form, sounding dance like and lively. Scherzo Scherzo literally...
  • Main presentation title goes here.

    Main presentation title goes here.

    The structure has been divided into3 sections. A Pre-arrival section which contains information on what they need to do before they come and what to expect. There is a timeline to help them plan what they should do when for...
  • Mystery TAF and METAR Quiz ! Where are

    Mystery TAF and METAR Quiz ! Where are

    Title: PowerPoint Presentation Author: Administrator Last modified by: Jon Created Date: 1/1/1601 12:00:00 AM Document presentation format: On-screen Show (4:3)
  • Insert title here - eprints.hud.ac.uk

    Insert title here - eprints.hud.ac.uk

    Dr Antony OsborneAcademic Librarian, University of Huddersfield. The greatest impact on the way we teach information literacy is that it feels much simpler than having to go through lots of different databases with students
  • retronc3 - Institute of Food and Agricultural Sciences

    retronc3 - Institute of Food and Agricultural Sciences

    Highest frequency Lowest frequency of cross-resistance of cross-resistance NNRTIs PIs NRTIs > > < < Time for resistant strains or mutants (also cross-resistant strains) to develop: NNRTIs PIs NRTIs days - weeks 2-3 months 6 - 12 months ( d4T...
  • The Definition of Money - Economics Network

    The Definition of Money - Economics Network

    Efficiency gain for n good world Clower - Cash in Advance Model Goods buy money Money buys goods But goods do not buy goods How can the Classical transactions costs approach give us Clower's result? Niehans - Evolution of Money...
  • Module 10 - Alberta Forest Products Association

    Module 10 - Alberta Forest Products Association

    TIM - Truck interface module ... Increase in safety belt use when "buckle-up" placards are placed around the terminal. Negative (risk compensation) example: Some research has shown that antilock braking systems have increased risk taking by some drivers (i.e., driving...
  • NAEP Score Analysis - Class Size Matters

    NAEP Score Analysis - Class Size Matters

    In 4th grade math, NYC Hispanic students slipped from tied for 3rd place to tied for 7th place among other large cities. In 8th grade reading, NYC Hispanic students decreased from 2nd place to 6th place. In 8th grade math,...